close Facebook Twitter Instagram LinkedIn
10 mins

Los 5 lenguajes del amor de Gary Chapman, resumen del libro

El secreto del amor que perdura
by The Blinkist Team | Jun 19 2023

En este resumen del popular libro Los 5 lenguajes del amor de Gary Chapman te presentamos las ideas principales de este clásico best-seller.

 

Sinopsis

Los 5 lenguajes del amor (2011) es una guía contemporánea para forjar una relación de amor que dure toda la vida y pueda superar fácilmente los obstáculos que enfrentan las parejas modernas. Estos blinks detallan las cinco maneras en que las personas transmiten y sienten amor, y cómo cualquier pareja puede usar este conocimiento para que su relación sea más enriquecedora, cariñosa y compasiva.

 

¿A quién está dirigido?

  • A los amantes que quieren saber qué esperar del matrimonio y cómo hacer que el suyo funcione.
  • A las parejas en crisis.
  • A las personas que quieren satisfacer las necesidades de su pareja y viceversa.

 

Acerca del autor

Gary Chapman, pastor, conferencista público, consejero matrimonial y escritor, ha pronunciado discursos y hecho recomendaciones tanto en su Estados Unidos natal como en el extranjero, sobre temas como el matrimonio, la familia y las relaciones. Es presentador de un programa de radio sindicalizado a nivel nacional y pastor asociado sénior de la Iglesia Bautista del Calvario de Winston-Salem, Carolina del Norte.

 

¿Qué beneficio ofrece? Renovar la atención que prestan a la forma de comunicarse con su pareja.

Inglés, mandarín, suajili, quechua: el mundo está lleno de lenguas y la mayoría de nosotros no entendemos una sola palabra si una persona nos habla en un idioma que no hablamos. De hecho, tratar de comunicarse sin un lenguaje común es tierra fértil para los malentendidos, el conflicto y el resentimiento. Por suerte, sin embargo, la mayoría de nosotros hablamos el mismo lenguaje que nuestra pareja. ¿O no?

De hecho, en cierto modo no lo hacemos. Hay distintos lenguajes o maneras de expresar amor, y entender las principales formas de comunicación de ustedes mismos y de su pareja es parte esencial de cualquier buena relación o matrimonio. En estos blinks, aprenderán sobre la necesidad humana de amor, las maneras en que el amor se comunica entre las personas y cómo identificar qué lenguaje del amor hablan ustedes.

En estos blinks, descubrirán lo siguiente:

  • Cómo el matrimonio de Mark y Andrea se perdió en la traducción.
  • Por qué el enamoramiento solo dura dos años.
  • Cómo un mal regalo de Navidad puede influir en la comunicación con su pareja.

 

El amor es una necesidad humana que está definida por el bienestar emocional.

Si existe en la lengua una palabra absolutamente esencial y totalmente confusa es la palabra “amor”. Pero, a pesar de sus incontables significados, los filósofos y pensadores religiosos coinciden en que el amor es esencial para una vida plena y gratificante.

Entonces, ¿cómo deben pensar en el amor?

Pues, ante todo, es importante no confundirse con las diferentes definiciones de la palabra. Más bien deben centrar la atención en el tipo de amor que es clave para su salud emocional. Entonces, aunque usamos la palabra de incontables maneras (en relación con objetos como el helado, los automóviles o las joyas, para describir nuestros sentimientos hacia actividades como el trote, la caminata y el baile, y al hablar de los vínculos emocionales con nuestros padres o parejas), también la usamos para definir un sentimiento romántico.

Y la manera más fácil de definir lo que significa el amor para ustedes es analizar sus fuentes de realización emocional. Eso se debe a que la necesidad de ser amados y apreciados está profundamente arraigada en la naturaleza humana. Por ejemplo, los psicólogos infantiles han demostrado que todos los niños tienen necesidades emocionales que, si no se satisfacen, pueden causar inestabilidad emocional.

¿Cuáles son las necesidades más importantes?

El amor y el afecto.

Por lo tanto, es evidente que el amor es importante, y ustedes necesitan una forma de medirlo. Una manera de evaluar si satisfacen sus necesidades es prestando atención a su tanque de amor. Así como un automóvil no funciona sin gasolina, ustedes no pueden funcionar sin amor y, si su necesidad de amor y afecto no se satisface adecuadamente, terminarán con el tanque vacío. Mantener lleno el tanque de amor es parte esencial de un matrimonio saludable. Todos los matrimonios sólidos necesitan combustible.

Por ejemplo, el autor tiene un cliente que piensa que los beneficios financieros y las posesiones materiales no compensan un tanque de amor vacío. En su opinión, una casa lujosa, automóviles caros y una casa junto al mar no significan nada sin una esposa que los ame.

 

Las relaciones cambian a medida que la alegría del enamoramiento se desvanece; la única solución es la comunicación.

Quizá ustedes hayan notado que siempre hay algún experto o libro nuevo que dice conocer el secreto para un matrimonio duradero. Sin embargo, muchas parejas siguen teniendo dificultades para mantener a flote su amor después de la época de luna de miel, cuando la euforia de enamorarse empieza a decaer. Esto los hace preguntarse cómo nos afecta el enamoramiento, ¿no?

Estar enamorados nos hace ver el mundo a través de unos lentes color de rosa. He aquí cómo:

La primera fase de la atracción, lo que pone en marcha las relaciones, está marcada por el llamado fenómeno de enamorarse. Es la parte obsesiva e instintiva del amor, que nos conecta con nuestro instinto animal de reproducirnos y perpetuar la especie. Esta fase inicial nubla nuestro entendimiento.

Y también se ha estudiado minuciosamente. Por ejemplo, la psicóloga Dorothy Tennov realizó un profundo análisis del fenómeno de enamorarse y, después de estudiar a cientos de parejas, observó que la vida de la mayoría de las relaciones centradas en el romance es de solo dos años, en promedio.

Esto se debe a que, una vez que desaparece el éxtasis del enamoramiento, la realidad empieza a imponerse. Para sobrevivir a esa difícil transición, es esencial que las parejas cultiven un ambiente emocional que les permita resolver las diferencias y satisfacer las necesidades emocionales del otro.

Pero, ¿cómo?

El primer paso para cultivar ese clima de amor verdadero en un matrimonio que empieza a dejar atrás sus etapas iniciales es la comunicación eficaz. Porque los seres humanos tenemos necesidades emocionales que la breve experiencia del enamoramiento no puede satisfacer. Entonces, a medida que ese sentimiento se apaga, es esencial que las parejas trabajen para crear una comunicación emocional que pueda sostener su relación a largo plazo.

No solo eso. El amor verdadero también es una decisión que implica adoptar una actitud distinta y una nueva manera de pensar. Es cuestión de definir sus expectativas sobre el matrimonio y cómo se las transmiten a su pareja y escuchan las suyas.

 

Las personas sienten y expresan el amor de maneras distintas y entender el lenguaje amoroso de su pareja es clave para una relación duradera.

La mayoría de las personas saben que el lenguaje es más que solo palabras: hay, por ejemplo, un lenguaje corporal, así como el tono de la voz. Pues el lenguaje del amor es igual de complejo. Esto se debe a que cada persona percibe el amor de forma particular, y usa distintas palabras y actos para expresarlo. En pocas palabras, todos hablamos distintos lenguajes del amor.

Por lo tanto, así como ser multilingües puede darles ventaja, entender las diversas maneras en que se expresa el amor les ayudará a construir una relación sólida y feliz. Pero esto exige que las parejas dediquen el tiempo necesario a descubrir los matices del lenguaje amoroso del otro. Valdrá la pena el esfuerzo porque es el camino más seguro para llenar el tanque de amor de su pareja, y una herramienta que les ayudará a ambos a sobresalir y apoyar su relación.

Los malentendidos surgen incluso entre parejas que se conocen desde hace mucho. Por lo general, se deben a que un miembro de la pareja traduce incorrectamente el lenguaje amoroso del otro, algo fácil de hacer si tenemos en cuenta que, por mucho que las parejas tiendan a compartir varios hábitos, suelen sentir y expresar el amor de distintas maneras. Es poco común que el lenguaje amoroso de una persona coincida exactamente con el de su pareja.

Por ejemplo, Mark y Andrea solían disentir en todo, menos en que ambos amaban a sus hijos. Mark sabía que Andrea era una buena madre, pero sentía que no le daba cariño a él. Por otra parte, Andrea sabía que Mark era un excelente proveedor y guardián de su familia, pero se quejaba de que su semana laboral de 50 horas no le dejaba tiempo para estar con ellos.

¿Cuál era el problema?

El lenguaje principal de Mark era el contacto físico y el de Andrea era compartir buenos momentos.

Como pueden ver, entender el lenguaje amoroso de su pareja es esencial. En los siguientes blinks, aprenderán la gramática de los cinco lenguajes del amor y cómo identificar cuál de ellos habla su pareja.

 

Las palabras positivas y estimulantes de afirmación son una manera elocuente de expresar amor.

¿Han oído hablar del filósofo griego Jenofonte, alumno de Sócrates? La mayoría de las personas no lo conocen, pero dijo algo que sigue siendo cierto:

El elogio es el sonido más dulce de todos. Nada es más dulce que las palabras de admiración, elogio y aliento.

De hecho, es la idea que hay detrás del lenguaje amoroso llamado palabras de afirmación. Así se habla:

Digan cumplidos verbales. Estos son más eficaces cuando se hacen de manera simple y directa; varias expresiones alentadoras, cariñosas y humildes forman parte del lenguaje de las palabras de afirmación. Por ejemplo, podrían decirle a su pareja que se ve sensacional con un atuendo nuevo, elogiar su capacidad para cuidar a sus hijos o decirle cuánto aprecian su sentido del humor.

Pero si quieren ampliar su vocabulario, pueden llevar un cuaderno para anotar diversas expresiones de afirmación con que se encuentren, ya sea en periódicos y revistas, en la televisión o en conversaciones con amigos.

Otro factor importante para tener presente es que las palabras de afirmación pueden funcionar de maravilla como peticiones. Sin embargo, si las peticiones tienen tono de demandas, el potencial de intimidad se desinfla y se arriesgan a asustar a su pareja. Así que es importante asegurarse de que sus palabras se interpretan como una petición, en tono de recomendación y no de ultimátum.

Por ejemplo, un día una mujer entró en la oficina del autor quejándose de que su esposo no había pintado el dormitorio donde dormían los dos, aunque ella llevaba nueve meses pidiéndoselo.

¿El consejo del autor?

Le dijo que dejara de hablar de la pintura y empezara a elogiar a su esposo cada vez que hiciera algo que a ella le gustara. Aunque no estaba muy convencida, ella siguió el consejo del autor y apenas tres semanas después le dijo que había funcionado. El truco fue aprender que hacer cumplidos verbales es un incentivo mucho mejor que hacer críticas mordaces.

 

Pasen buenos momentos con su pareja.

La era moderna es de distracción incesante y el tiempo es uno de nuestros bienes más preciados. En consecuencia, demasiadas parejas se distraen del principal elemento del romance: pasar tiempo juntos. Esto nos lleva al segundo lenguaje del amor: los buenos momentos.

¿La clave de este lenguaje?

La atención íntegra.

No basta con estar juntos en la misma habitación. Los buenos momentos consisten en centrar la atención en su pareja y nada más, aunque las distracciones acechen a la vuelta de cada esquina. Además, pasar buenos momentos con su pareja es una de las principales formas de sentirnos amados, respetados y apreciados.

Pero recuerden que muchas parejas casadas creen que pasan tiempo juntas cuando, en realidad, no hacen más que pasar tiempo uno cerca del otro. Por ejemplo, ver un partido de fútbol o tener los ojos clavados en una computadora mientras charlan con su pareja no es dedicarles la atención de calidad que necesitan.

Entonces, ¿qué son exactamente buenos momentos?

Conversaciones de calidad o actividades de calidad. Es probable que ya tengan una idea de las primeras, así que las segundas son las siguientes:

Actividades que uno o ambos miembros de la pareja quieran hacer. No importa tanto la actividad en sí como la posibilidad de expresarse amor el uno al otro. No solo eso. Cuantas más actividades compartan, más recuerdos tendrán para evocar juntos en el futuro. Puede ser cualquier cosa, como pasear por el parque, practicar jardinería, ver un espectáculo e incluso preparar juntos una comida.

Por ejemplo, Emily ama ir a las librerías a explorar las pilas de su próxima gran lectura. A su esposo, Jeff, no le entusiasma tanto la literatura y, sin embargo, comparte esta actividad con ella. Incluso la ayuda a encontrar libros que podría disfrutar.

La parte del acuerdo de Emily ha sido aprender a identificar el momento en que Jeff está a punto de perder la paciencia y saber que ya no debe tardar demasiado hojeando libros. En consecuencia, Jeff paga con gusto los libros que Emily termina eligiendo.
 


Si quieres disfrutar de todas las ideas principales del libro Los 5 lenguajes del amor de Gary Chapman, ¡no esperes más! Haz clic en el siguiente link para acceder al resumen completo.

 

Al registrarte, tendrás 7 días de prueba de Blinkist Premium para poder leer este título y descubrir muchos otros. Además, recuerda cambiar tu idioma a español en Ajustes para acceder a todo el contenido disponible en español. ¡Aprovéchalo!

Facebook Twitter Tumblr Instagram LinkedIn Flickr Email Print